¿Me lees?

Una foto porfa...

¡Pregúntame!

Lee mi entrevista en Whohub
Pide mi opinión sobre algo:

Read more: http://www.whohub.com/es/signup_user.php#ixzz0lu1BhDY7

sábado, 31 de mayo de 2008

Soles

La tarde casi se ha convertido en una pesadilla, me explico. Después de la decepción que tuve con Otto y Tola -querer ponerme celoso, ¿a mí?-, llegó mi bipe de la tienda con un "regalito" en forma de collar antigarrapatas y otros parásitos... ¿Pero qué culpa tengo yo de atraer a las garrapatas para ponerme una cosa así?. Además, ¿las garrapatas no tienen también derecho a vivir?... El caso es que el dichoso regalito desprende un olor horrible y me temo que no solo las garrapatas se alejen de mi, sino también todos mis amigos... Ahora que lo pienso, ¡qué horror!, no solo Tola me quiere encasquetar el celo de las narices sino que encima me dejará por mi nuevo olor...
Cuando ya me había casi acostumbrado al "olor" llegó la hora del paseo vespertino. Bajo una lluvia suave pero incesante nos volvimos a dirigir al paseo de arriba, donde no hay barro con el que ensuciarme. Estaba vacío, como suele ocurrir cuando llueve sin cesar. Al dar media vuelta dejó de llover y entonces apareció el SolSol , pero un sol diferente a los otros, este era negro y andaba sobre sus cuatro patitas. Un poco mayor para jugar pero se le veía tan vital que intenté echar unas carreritas con él. Nuestro encuentro fue breve por que íbamos en direcciones opuestas.
Parecía una premonición y como aun me asolaba la duda de lo que me había ocurrido por la mañana con Tola decidí empujar a mi bipe hasta su casa, necesitaba explicaciones...
Al llegar a su casa -ya no me parece tan prisión desde que la veo por la calle-, no estaba esperándome pero pareció olerme -a pesar del "regalito" de mi bipe-, y Un besitoal aparecer -mi segundo Sol-, nos dimos un pequeño lametoncito  y, sin rencor, le pedí explicaciones. Ella me dijo que no fuera tonto, que eso del celo era cosa de chicas y que ya me enteraría de ello a su debido tiempo, pero que por el momento no podría salir a jugar conmigo durante unos días.
Me dejó todo intrigado, dudaba si la habían vuelto a castigar, quizás por mi culpa... Era tal la desazón en que me volvía a encontrar que al volver a casa -sin llegar a ver a nadie en todo el paseo de vuelta- me puse inmediatamente a buscar en la perrunopedia... pero la entrada está limitada a perritos mayores de tres años -otra vez la censura- por lo que sigo sin saber a que atenerme con el famoso celo... ¿Alguien me puede ayudar?.
 
Esta vez hay pocas fotos pero os las pongo en el enlace de abajo.
 

Patita Yogui...

Pd: Peque ya está mejor, y aunque no camina mucho ya sale a la calle con su hermano Toy, pero creo que le están mimando demasiado y que se está haciendo un comodón al ir en cuello casi todo el tiempo...

Un paseo: lluvia, tristeza y guerra.

Hola a todos... Llevo una semana la mar de ocioso por culpa de la lluvia, tanta agua ha caído que si me pusieran un poco de tierra alrededor de mis patitas éstas crecerían y echarían raíces... En realidad, he intentado aprovechar la situación para aprender a nadar en los charquitos con los que me encuentro pero creo que aun no ha llovido lo suficiente -hago pie y eso que soy pequeño-. Pero basta ya de bromitas -estoy intentado sacudirme la tristeza que llevo encima-. Es verdad que la lluvia hace que nos sintamos tristes y melancólicos, la ausencia de nuestros amigos en los paseos diarios hacen que esta vida lluviosa y mojada sea muy aburrida, pero siempre queda la esperanza del fin de semana, así que hoy puse mi mejor carita de perro bueno para salir esta mañana. Esta vez no tuve que avisar a mi bipe, ya estaba listo y preparado cuando me desperté... unas estiraditas, un buen bostezo y una rascadita en el lomo y a la calle a disfrutar. En esa caja que nos cambia de sitio -arriba y abajo- papi terminó de arreglarmePreparado -me puso el chubasquero y el collar-, y salimos a la calle. No sé como lo hizo, pero al llegar al paseo de arriba, oí un trote alegre en el pavimento, era Otto que se acercaba a saludarnos. Emprendimos los dos una breve carrera y subimos a todos los jardines que pudimos, que tenían hierba. No llegamos hasta el final ya que cerca del mismo hay unas obras y nuestros bipes no quieren que nos llenemos de barro las patitas.  Al dar la vuelta encontramos a Mambrú. MambrúEra la primera vez que le veía y no estaba muy claro si era amigo o enemigo -su nombre me suena a una guerra perruna-.  De hecho él también dudaba si quería ponerse a jugar conmigo. Al final decidió que no y se marchó en busca de otros verdes prados.

Nosotros continuamos el paseo por donde vinimos y nos encontramos a Duna. Duna Estaba muy guapa con su chubasquero de colores pero hoy tampoco quiso jugar conmigo. Volvimos otra vez a iniciar el paseo, pero antes de llegar al final, y como llovía intensamente dimos una vez más media vuelta ¡ar! -me sale el aire militar de Mambrú-. Esta vez nos encontramos con Sil, que no estaba muy cómodo viendonos suelto y él atado. Al final nos dimos todos los buenos días, pero tampoco le apeteció seguir jugando conmigo...Sil y en esas estábamos cuando nos llegó un olor conocido, era mi amada Tola. Me volví buscándola pero no la encontraba. Sil, que la estaba mirando nos comentó que estaba en celo y por eso su bipe la había cogido en alto. Me extrañó que Tola fuese celosa, yo apenas le doy motivo para ello. Además ¿por qué se había puesto ese perfume especial que nos hace perder la cabeza a los perritos buenos?, ¿para darme celos a mi?. Apenas la pude saludar porque mi amigo Otto enseguida quiso ligársela a pesar de estar en brazos de su bipe -y yo delante mirando como un pasmarote-. Eso me sorprendió, ¿cómo un amigo puede quitarle la novia a otro?... me puse a pensar si Tola estaría compinchada con Otto para darme el celo ese... Otto Soy todo un mar de dudas y hasta que no la vuelva a ver, hable con ella y me explique todo este lío estaré en un sin vivir... de momento Otto, a pesar de su carita de no romper un plato me ha desilusionado un poco como amigo, se ve que en esto del amor solo triunfa la guerra -otra vez Mambrú-. Y por eso continuo triste. Ojalá por la tarde sea distinto...

Un fuerte lametón para tod@s de Yogui.

Como siempre otras fotos si pincháis en la de abajo

domingo, 25 de mayo de 2008

Corpus...

Esta mañana he despertado a mi bipe antes de la hora. Lucía un magnífico sol y me apetecía salir a dar un paseo... Mis ladridos le despertaron, ¿y sabéis que hizo?, me regañó un poquito y me mando otra vez a mi cama. Así que tuve que esperar hasta la "hora H" -como en el ejército perruno- para volver a tocar diana. Esta segunda vez acudió listo para dar el paseo...paseo vacío
En contra de mis previsiones el paseo de arriba estaba vacío, no había ni un alma... pero era un espejismo porque a medida que nos adentramos en el mismo comenzaron a aparecer coleguitas. unos conocidos y otros nuevos. El primero a quien me encontré es un Cocker que venía hacia nosotros. Joven aun, pero con un poquito de sobrepeso -se ve que le alimentan bien-. Toby Echamos unas carreritas y solo tuvimos un pequeño malentendido porque al agacharse mi bipe para hacerle fotos creía que le iban a dar mimos y solo los quería para él. Se llama Toby -ya van dos-. Jugando estábamos cuando apareció Niki. Es más o menos de mi talla. No le dejaron suelto pero si que congeniamos bastante -al menos mejor que Toby que nos dejó solos-. Uno de los juegos que practicamos era ver quién era el mas alto,¿Quién es más alto? y en la foto me dejo ganar esta vez. Lo que parecía un paseo vacío -para mi desesperación- se estaba convirtiendo en un verdadero paseo dominical con un ir y venir perruno muy ameno. El siguiente en aparecer fue Nano -el Beagle- Con Nano con quién continué paseando. De repente los dos vimos aparecer a Tola y corrí a presentársela. Cuando nos vio aparecer se puso muy contenta y decidimos darnos una breve escapadita par contarnos nuestras cosas... También aprovechamos para visitar la ermita donde queremos celebrar nuestros esponsales -aunque nuestras familias bipes aun no saben nada-. Estaba cerrada, pero hacía un día tan maravilloso que decidimos quedarnos un rato en el jardín que hay al lado.Toal comiendo Fue nuestra perdición. El artero de mi bipe me quiso convencer con una galleta  -como la última vez-, pero yo ya lo intuía y ni siquiera me acerqué, sin embargo mi amada Tola no se dio cuenta de la maniobra y se acercó a comer de la mano traidora... la cazaron por la gula -nos gustan las mismas chuches- y solo me dejaron despedirme de ella con un besito perruno.Despedida Continuamos el paseo hasta el parque del anfiteatro. Mi bipe me tuvo todo el tiempo atado para que no me llenara de barro y no nos volvieran a reñir. Fue muy triste ver como el resto de mis amigos llegaban libres cual pájaros y jugaban y se restregaban en la hierba mientras yo permanecía todo el tiempo al lado de él.
Selva y su pelota En el parque estaban Tobi -el Schnauzer- y Selva -solo jugó con su pelota, como siempre-.Bienvenido Paul
 
 
 
 
 
Al poco llegó Paul y tanto Tobi como yo nos fuimos a darle la bienvenida. Selva y Tobi no se quedaron mucho más, aprovecharon que ya no estaba solo para marcharse. En ese momento llegó Coco, que aprovechó para jugar un poquito con Paul. También se revolcó en la húmeda hierbaRevolcón. La mañana no dio para mucho más. Había hambre en el ambiente y todos regresamos a casa.
Tengo una buena noticia que daros, a través de selva -que no juega pero es buena amiga- nos enteramos que peque ya da pequeños paseitos por el barrio... a ver si le volvemos a ver muy pronto, cuando tenga fuerzas para caminar un poquito mas.
Las fotos a continuación...
 

Una breve postdata, me han dado un premio -debe ser por los rollos que suelto-. Estoy muy agradecido a Chloé por acordarse de mi. Me pide que lo pase a los que yo considere que se lo merecen... pero soy tan nuevo en esto que creo que todos mis ciberamigos ya lo tienen y no sería muy brillantebuena idea mandar el premio de vuelta. Como pienso que es un premio para todas las patitas escribientes lo quiero compartir con todos vosotros. ¡Felicidades  por éste premio que es vuestro!

Patitaaaa Yogui

sábado, 24 de mayo de 2008

Esta Mañana....

Esta mañana, saliendo para el paseo matutino -afortunadamente sin lluvia en contra de las predicciones-, me encontré con un perrito. Al principio no le reconocí ya que venía solo y acompañado por una bipe que no conocía. Sólo al acercarse lo suficiente, y gracias al olor, me de cuenta de quién era. Era Toy al cual no veía desde hace unos días, pero ¿dónde estaba su hermanito Peque?. Me enfadé un poco con él por haber dejado a su hermanito en casa. Yo, tonto de mi, no me había dado cuenta de su cara de pena. Tristes Enseguida nos contaron la mala noticia. Al pobre Peque le había atropellado uno de esos aparatos en los que se desplazan los bipes a toda velocidad, tan rápidos que, a veces, ni siquiera les vemos y no nos da tiempo a esquivarlos. Al principio me temí lo peor, pero en seguida me tranquilizaron, Peque está en casa, es verdad que con una cadera rota por el golpe -quisiera ver como ha quedado la cosa que le atropelló, que Peque es pequeño pero matón-, y como aun no camina muy bien pues se queda en casita hasta que se encuentre con fuerzas para salir de nuevo. Espero que se ponga bien muy pronto y que podamos salir a correr detrás de las chicas. Os tendré informado de su evolución.
Esta terrible noticia nos dejó un poco con la patita tiesa, sobre todo a papi que, por precaución, evitó soltarme hasta que estuvo seguro que en el paseo de arriba no había posibilidad de que me atropellaran también a mi. No había nadie, era aun muy temprano. Continuamos el paseo pasando cerca de la casa-prisión de mi amada Tola -recordad que Peque también la pretende-, pero no estaba por lo que no le pude dar la mala noticia... Creo que es mejor así, de esta forma no se disgustará tanto.
Al llegar al parque me encontré con un perrito vagabundo.Vagabundo No tenía collar, ni placa y supongo que tampoco había sido abducido por "el vete" para ponerle el chip. Se le veía feliz y contento. Fue muy amable conmigo e incluso echamos unas meaditas juntos -ya sabéis, primero uno y luego el otro en el mismo árbol- y unos pequeños amagos de carreras. No me dijo su nombre y no creo que le vuelva a ver por el parque, es un espíritu libre como los pájaros, ¡qué envidia!. Se marchó justo en el momento en el que apareció Tobi, un cachorro de Schnauzer pequeño más joven que yo. Con Toby Con él mi bipe se atrevió a soltarme -a pesar de lo mojado del parque, lleno de barro- y jugamos un buen rato. Una carrera a ver quien es mas veloz, al pilla pilla... lo que solemos hacer los jóvenes.
La verdad que me recuerda mucho a mi amigo Teo, pero no es lo mismo, Teo llegó primero y eso marca mucho.
Se marchó justo en el momento en que aparecieron Coco, Otto y Duna por este orden aunque no al mismo tiempo. Coco y yo nos llevamos, pero cuando llega Otto le sigo como un hermano pequeño sigue a su hermano mayor... Siguiendo a Otto Tengo esperanzas que me lleve con él de parranda y me explique las cosas de la vida que todo preadolescente debe conocer.
La verdad es que Otto me soporta, pero con quien juega realmente es con Coco. Cuando se ponen a correr son como dos trenes sin freno, es mejor apartarse y dejarles a lo suyo. Lo cómico es que de vez en cuando Coco se espaturra por el suelo y se hace la víctima, y esta vez no iba a ser diferente.Espaturrao
Solo les dejé cuando apareció Duna. Me puso al hilo, tiene mucho genio y ni siquiera pude darle una pequeña olisqueadita de bienvenida. De todas formas ya se había hecho muy tarde -papi tenía hambre ya que siempre sale sin desayunar- y volvimos a casa acompañando a Coco.
Al llegar a casa me tumbé al sol pero papi me despertaba con el ruido que hacía al cocinar. Entonces volví a acordarme de Peque y me puse muy triste.Triste
Después de comer mi bipe y Carlos se marcharon solos. ¿Y mi paseo vespertino?... Tuve que esperar a que mami se preparase y bajo una torrencial lluvia me sacase. Fue como si me volviesen a bañar. Al principio me negaba a avanzar, pero una vez mojado ya me dio igual y continué el paseo... pero como era lógico todo el mundo estaba a cubierto.
Las fotos como siempre a continuación.
Un fuerte lametón perruno para todos y sobre todo para Peque. 
 

domingo, 18 de mayo de 2008

Tommy y Lassie.... y Tola

Hola amig@s, hoy tengo verdaderos problemas para contaros mis aventuras y desventuras por esta perruna vida... mi memoria viene a ser como la de esos... no se muy bien como se llaman, yo les llamo pájaros acuáticos porque "vuelan" dentro del agua todo el día -ya sabéis que a los gatitos les encantan los pájaros que vuelan y que nadan-, es decir, que si no es por papi que me lo va recordando poco a poco hoy no habría casi nada que contar.  Así que siguiendo el esquema que me hizo papi... Lo primero que me ocurrió ayer fue alegre y triste a la vez. Vis a VisEstaba jugando con un palito que se sacó papi de la manga cuando, sin apenas darme cuenta de ello, nos acercamos a la casa-prisión donde vive mi amiga Tola.... Entonces apareció ella, radiante y luminosa como el sol. Papi se retiró durante unos segundos y pudimos tener un "vis a vis". Fue un encuentro breve y agradable, pero triste en la despedida, como no podía hacer nada por ella la dejé, entre lágrimas, en su prisión de oro.

Llegamos al parque y apareció otra chica. Me sacó de quicio. En seguida me olvidé de Tola y quise ahogar mis penas con esta nueva amiga, pero ella continuó altiva su camino. Yo me quise escapar tras ella pero papi me detuvo y me riñó. Me dijo que no era muy honesto por mi parte olvidarme de Tola tan pronto... Me estoy replanteando si he de ser fiel a una perrita, que por otra parte está en prisión, o buscar una nueva novia, Aunque también cabe la posibilidad de tener muchas novias -creo que se llama perrunoligamia-, o vivir sin ataduras.

CocoJusto tras la chica llegó Coco. Yo estaba tan desesperado por salir en busca de aquella chica que no le hice el menor caso. No jugamos ni nos saludamos. De repente, al mismo tiempo y por tres de los puntos cardinales llegaron Otto, Astur y Tommy. 

Otto Astur TommyTommy es un pequeño cachorrito de Beagle, que ya me saca un poco más de una cuarta, pero a mi no me importa y sigo jugando con él todo lo que puedo, incluso me dejo dominar de vez en cuando para que no se sienta mal por ser el más pequeño del clan -a falta de Paul, el Yorkshire-. atado Al principio Tommy estaba atado porque su dueña teme que se escape. Al parecer es un poco desobediente -yo creo que son las ganas,que también yo tengo,de explorar este maravilloso mundo-, pero enseguida la convencimos, entre todos, que le cuidaríamos bien y no permitiríamos que se marchase solo por ahí. Entonces empezó a correr jugando con todos nosotros, incluso con Duna Con Dunaque apareció como una auténtica dama en su coche. He de deciros que Astur, que ya está un poquito mayor, no dejó acercarse mucho a Tommy... demasiada diferencia de energía vital... y tampoco congenió demasiado bien con Duna, pero los demás nos encargamos de hacerle correr por todo el parque. creo que conseguimos fatigarle un poquito... y se le veía tan Corriendo contento que quedamos para vernos otro día. Justo antes de volver a casa apareció la chica que me volvió loquito, pero ya estaba atado y no tuve mas remedio que dejarla marcharse sin llegar a saber su nombre.

Al llegar a casa papi me gastó una pequeña broma, me asomé a la ventana para saludar a Mirador casero algún amigo creyendo que estaba en la calle y aprovechó para hacerme una foto... así veis mi privilegiado mirador casero.

Por la tarde papi decidió, por su cuenta y riesgo, cambiar el recorrido vespertino. Nos fuimos por un gran paseo en el que no hay coches y allí conocí a Lassie, una preciosa perrita amiga de Atila, con la que entablé una incipiente amistad. La acompañé a lo largo deLassie todo su paseo, tanto a la ida como a la vuelta. Lo pasamos muy bien juntos. además nos portamos muy bien y nos dieron unos premios por ser tan buenos. Después de un buen paseo y unas cuantas carreritas -yo me dejé ganar para quedar como un caballero- papi continuo el paseo por el parque de abajo y entonces nos pilló la lluvia y nos dejó empapaditos. Luego ellos se fueron a cenar dejándome solo al cuidado de la casa... volvieron demasiado tarde para mi gusto, pero los bipes son así.

Hoy por la mañana, ya de salida, nos encontramos al bueno de Coco.Volviendo de la ermita Nos acompañamos mutuamente. Pasamos al lado de la casa -prisión de Tola y se produjo el milagro... la liberaron de su cárcel dorada, Enseguida se acercó hasta mi... y echamos a correr. Esta vez no fue un vis a vis, fue toda una cita. Nos acercamos a la ermita de Sta. Ana y allí, sin que nadie lo impidiese, nos prometimos -al menos durante cinco minutos-. Estábamos tan contentos. Ella quiso que fuese a conocer al resto de su familia. la hubiera seguido hasta el fin del mundo, pero papi es artero y un poco mala persona, además me conoce demasiado bien y me ganó con el estómago, las chuches son mi debilidad, me ofreció una y me agarró. No me importa, ahora se que ella está libre y no desesperaré hasta volver a encontrarla.

Duna Al llegar al parque, y viendo que nadie llegaba, Coco y un menda decidimos continuar con el paseo. En el pequeño "Parque de los conejos", justo en frente de la casa de Tommy nos encontramos con Duna a quien saludamos. Al poco salió Tommy de su casa y otra vez tuvimos que convencer a su dueña que lo dejase correr un poco con nosotros. A por CocoCoco había encontrado una piedra, y ya sabéis como se pone con lo que él considera sus juguetes. El juego consistía en pasar corriendo a su lado para ver si nos cogía y se levantaba de la mullida hierba. Cuando nos cansamos de correr y habíamos decidido volver a casa apareció la pequeña y altiva damita de ayer. Esta vez se acercó a saludarnos pero tampoco nos dijo su nombre y se marchó toda presurosa... Creo que se quiere quedar conmigo, que me está buscando. Tendré que comentarle que, desde hoy por la mañana, Tola vuelve a ser la primera aunque no sepa por cuanto tiempo.

La tarde fue muy aburrida, no encontré a nadie, ni en el paseo de arriba ni durante el descenso al parque del anfiteatro... Al llegar allí, y para no aburrirme, recurrí a un juego que me enseñó mi amigo Zipi... me puse a perseguir pájaros, así que llegué a casa embarrado y a papi le echaron una regañina...

A continuación os dejo los enlaces a las fotos de estos dos días.

Lassie

Un fuerte lametón perruno para tod@s y recordad, "Sed buenos si podéis"... Patitaaaa Yogui.

martes, 13 de mayo de 2008

La Balesquida

Bueno, ¿pero hoy no era fiesta?, Eso pensaba ayer al acostarme pero, como todos los días de a diario, me despertaron temprano para el paseo matinal. Se marcharon a trabajar. Luego vino el paseo del mediodía también sin muchos sobresaltos. Llegó la hora de la comida y se puso a llover... ya estaba convencido que la fiesta sería otro día, pero algo raro pasaba, papi no se marchó a trabajar... o sea que solo era "media fiesta", y encima llovía a mares.
Estaba asomado a la ventana cuando vi a mis amigos Peque, Toy y Mimo mojarse bajo una terrible descarga de agua. Le dije a papi que por qué no bajábamos a darles un paraguas y a saludarles... no me hizo caso. Creo que papi se equivocó, y fue muy descortés, espero que no nos nieguen el saludo la próxima vez que nos vean. Lo siento amigos, no volverá a pasar.
Lo de la lluvia debe ser por la mala suerte de ser un Martes y 13. ¿A quién se le ocurre poner una fiesta campestre en una fecha así?. Al final, cuando escampó, papi se decidió a sacarme, y me dio un buen paseo, pero antes de contaros algo más os diré por qué es fiesta hoy.
Como siempre, los hombres se apropiaron de una bonita fiesta de confraternidad perruna y la humanizaron a su gusto, pero no os equivoquéis, fuimos nosotros, los perritos de Oviedo -aunque yo soy nacido en la cuenca del Caudal me siento Carbayón como el que más-, los que comenzamos hace muchísimos años -los humanos dicen que por el siglo XI- a reunirnos y a repartirnos comida entre los perritos ricos y los que no lo eran tanto. Al principio eran unos huesos bien gordotes pero ahora, con la escasez de medios, nuestros amos no nos dejan cazar una buena vaquita y comérnosla,  apenas logramos repartir un poco de pienso perruno entre los más necesitados.
La historia contada por nuestros amos también comienza por el siglo XI, y dicen que una tal Doña Velasquita regaló una pequeña ermita,Capilla de La Balesquida en el centro de la ciudad, dedicada a la Virgen de la Esperanza al gremio de los sastres. También les debió de regalar algo mas porque a partir de ese momento todos los "Martes de Bollu" se repartía comida entre los pobres de la ciudad. Como pasó hace tanto tiempo lo mejor es que hagáis clic en los siguientes enlaces si os queréis enterar bien:
 
y
 
Pero en cuanto a mi respecta, y aunque papi me dio algo del "Bollu preñao", añoro los viejos tiempos en los perritos se repartían huesitos de vaca mucho más nutritivos que un trozo de pan por muy preñao que esté -y eso que estaba muy sabroso-.
Salimos sin lluvia, pero provistos de chubasquero y paraguas por si las moscas. Llegamos al punto de encuentro, donde dejamos la señal, y nos quedamos a esperar.
Al cabo de unos minutos, y para no quedar helados nos dispusimos a hacer una exploración del lugar por si alguno de nuestros amigos estuviera escondido. Pero no había nadie y las fotos lo testimonian.Nadie por aquí
Nadie por allí Seguimos paseando y, aparte de las flores -estamos en primavera-, había unas plantas un poco raras y me preguntaba si serían comestibles.setas Una pena que no estuviese Coco, que le gustan tanto las flores -en casa le llaman "Ferdinando", pero solo a los que les guste Disney sabrán por qué- que seguro que sabría si se pueden comer.
Seguimos paseando en dirección a la ermita de Sta. Ana. Evitamos las piscinas de los caracoles y otros insectos... y allí vi un caracol desahuciado, Se ve que, con la crisis actual, no pudo seguir pagando la hipoteca de su casa y se la quitaron y el pobre estaba mojándose sin un buen lugar para guarecerse. Llimiagu Papá me dijo que no era un caracol, que era un  Llimiagu -algunos les llaman babosas-, pero no me lo creo ¿o sí?.
Continuamos paseando y entonces apareció Coco. Al principio no  le reconocí, porque apenas me hizo caso ya que estaba jugando y pasándolo muy bien con un niño amigo suyo. Lala De todas formas estaba tan empapado que no parecía él. Le acompañamos mientras regresábamos a casa. Por el camino saludamos a Lala, que se quedó mirándonos muy triste por no poder salir a jugar con nosotros...
Seguimos caminando y encontramos a dos nuevos amigos, son los dos pequeños Tekkel que saludo en el bonito chalet blanco que hay cerca del parque. Se llaman Bruno y GusGusSaludando a Bruno
 
Bruno es un poco tímido, pero enseguida le reconocí como el que me ladraba para que le fuera a ver en mis escapaditas sin que papi me viera.... Después del saludo seguimos el regreso a casa y encontramos a Astur, que nos acompañó en el último tramo. Él también estaba un poco empapado por culpa de las "piscinas" del parque...
Bueno, eso es todo por hoy. Una fiesta que el próximo año espero sea mucho más divertida...
Patitaaaa Yogui, y recordar que haciendo clic en la foto de abajo veréis el álbum web, espero que os gusten.
Related Posts with Thumbnails

Greenpeace