¿Me lees?

Una foto porfa...

¡Pregúntame!

Lee mi entrevista en Whohub
Pide mi opinión sobre algo:

Read more: http://www.whohub.com/es/signup_user.php#ixzz0lu1BhDY7

martes, 19 de febrero de 2008

Una sorpresa

Hola a todos otra vez, ya se que soy un pesado pero es que esto del cumpleaños se alargó un poquito, os cuento:

Ayer, cuándo papá regresó del trabajo me dio un paquetito azul muy mono, me lo puso delante de mi cama -yo estaba acostado en ella-, y me felicitó de parte de Lincoln y toda su familia. ¡No sabéis la alegría que me entró!, también ellos se habían acordado de mi .

Al principio husmeé para ver si era una broma de papá, pero a través del papel no adivinaba nada, por lo que no me quedó más remedio que comenzar a abrirlo, aunque antes pregunté si había más regalos.

Como la respuesta fue negativa me apresure a rasgar con mis pequeños dientes y con la ayuda de las manos de papá el envoltorio y... ¡Oh, sorpresa!, eran dos pequeños regalos, el primero era un pequeño bebé Carlino precioso que enseguida adopté como mío y le llevé a mi cama para que no cogiera frío. Estaba tan emocionado con él que ni siquiera me di cuenta de ponerle un nombre, y aún lo estoy pensando. Debe ser que no me vieron como un buen padre por que en seguida me retiraron el bebé y me ofrecieron el segundo regalo... era un precioso hueso. ¿Qué queréis que os diga?. Me saltó el instinto de lobo asesino y me lo guardé para mi, no dejé que nadie se acercara al hueso por si me lo quitaban. Estaba dispuesto a morder si fuese necesario para protegerlo, éste sí era mío y no me lo arrebatarían tan fácilmente como el bebé. El caso es que se dieron por vencidos después del par de intentos que hicieron tanto papá como mamá. Así llegó la noche y después el día... Y al salir por la mañana adopté la mejor decisión que encontré para que nadie me lo robara, cogí el hueso entre mis dientes y lo saqué a la calle, estaba seguro que nadie me lo podía quitar y casi fue así porque en un instante que lo dejé en el suelo para olisquear la hierba -vamos, que me despisté un ratito-, desapareció de mi vista. Me puse la mar de nervioso intentando buscarlo ¿Quién sería el ladrón?. Por mucho que olía, husmeaba en el aire y miraba no lo encontré. ¡El hueso también había desaparecido!. Me resigné y continué con el paseo matutino... dos regalos y en menos de un día ya no tenía ninguno, iba a pasar una mañana la mar de deprimido.

Estaba ya empezando a llorar -justo cuando papá y Carlos se van de casa-, cuando papi sacó de un lugar imposible -yo no lo había dejado allí-, el hueso perdido... Lo que estaba perdido fue encontrado, papá es genial... y por supuesto Lincoln y su familia.

Bueno, os dejo que tengo que ir a roer un poco el hueso y ver si encuentro un lugar seguro donde esconderlo... Besitos de Yogui.

¡Se me olvidaba!, las fotos con mi bebé están a continuación:

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails

Greenpeace