¿Me lees?

Una foto porfa...

¡Pregúntame!

Lee mi entrevista en Whohub
Pide mi opinión sobre algo:

Read more: http://www.whohub.com/es/signup_user.php#ixzz0lu1BhDY7

domingo, 9 de diciembre de 2007

Zipi

Saludos en este día ventoso. Muchas cosas han pasado en tres días y creo que debería empezar por orden cronológico. Así que mi relato de hoy comienza en el día de antes de ayer... Podría ser como un viernes cualquiera, pero si recordáis papá estaba un poco vago y no fue a trabajar por lo que le tocó, con gran alegría por mi parte, pasearme. Eso sí, un gran paseo como los que damos durante el fin de semana. Como muchos de mis amigos se habían ido con sus dueños de fiesta no encontramos a ningún amiguito conocido con el que jugar, pero no estuve solo, otra vez, y parece que se está convirtiendo en una costumbre, cuando ya estábamos preparándonos para volver a casa apareció un nuevo amigo con el que jugar. Se llama Zipi, creo que es el nombre de un actor español muy conocido, y viene desde muy lejos, de un lugar del sur de España llamado Huelva. Es de raza mestiza con predominio de Podenco... o sea, que sus papis se dedicaban a cazar otros animales y no se sabe por qué, le abandonaron; menos mal que un alma samaritana le acogió y se lo trajo para Asturias. Es muy cariñoso y también muy joven, casi un adolescente, aunque al ser un perrito abandonado su edad es indeterminada. Me dan pena esos humanos que cogen animales para luego abandonarlos por ahí, como si nosotros no tuvieramos sentimientos. ¡Ojalá fueran sus animales los que les abandonaran para que supieran lo que es sentirse solos!. Seguro que al final de sus vidas se sentirán así y se acordarán de cuando ellos abandonaron a su suerte un alma fiel, a un cachorrito.

Bien, pues en el enlace está su foto:

Zipi


Nuestros papitos nos dejaron jugar un buen rato pero, como el tiempo no era muy apacible y yo ya llevaba mucho tiempo fuera de casa, al final nos tuvimos que despedir eso sí, citándonos para otro día. Y ahí es donde me comienzo a poner triste. Como ayer no nos vimos hoy salí tempranito con papá para ver si le podía ver, pero no, ¡Zipi se ha perdido!. Ya se que es una forma un poco cruda de deciroslo, pero es la realidad. Yo ya intuía algo pues en el gran parque había un señor parado, como si estuviese esperando a alguien. Yo me quedé a su lado y comencé a vigilar los alrededores pero no ví nada. Estaba intranquilo y solo la llegada de Coco me tranquilizó un poco. Sin embargo Coco tampoco le había visto, de hecho ni siquiera le llegó a conocer, aunque me comentó que estaría atento. Espero que Zipi aparezca pronto para que sus actuales papis no sufran por su ausencia. Seguro que al ser un perro de caza se despistó detrás de algún conejo de los que vemos alguna vez por la zona. ¡Zipi vuelve pronto!, te queremos.
Después de estas malas noticias sigo mi relato.

Ayer por la tarde fue un día alegre porque me invité a un pequeño cumpleaños. Mis amigos Peque y Toy celebraban, en familia y con sus amigos, su cumpleaños. Yo creía que eran de mi edad, pero al final resulta que son un pelín mayores que yo...ahora les veo con otros ojos. Les veo más mayores. Lúa también estaba, junto con aquel perro que tenía malas pulgas, pero enseguida se marcharon dejándome jugar con la familia de Yorkshires. He de reconocer que, durante el poco tiempo que estuvieron, ese "chucho gruñón" aún me riñó un poco, pero al menos no me atacó, por lo que jugué sin temor con mis amigos. También apareció otro invitado pero estaba tan emocionado con su pelota que ni siquiera nos hizo caso, y eso que Toy, que a pesar de la diferencia de tamaño corría tanto como él, le ladraba invitándole a jugar y a celebrar el cumpleaños con nosotros. Al final se cansó y nos gruñó con lo que sus dueños lo alejaron de nosotros, pero no demasiado lo que hizo que se nos aguara un poquitín la fiesta y nos marcharamos a casa enseguida. Pero el poco tiempo que estuvimos de celebración papá hizo unas pocas fotos, ahí las tenéis:

Cumpleaños


Y por fín ya llegamos al terrible día de hoy. Solamente destacar que estuve un poquito con Lanas y otro poquito con Coco, pero que la desazón que traigo conmigo por la noticia de Zipi no me permiten recordar con alegría esta mañana y prefiero pensar que todo ha sido un mal trago, que Zipi enseguida volverá con nosotros para jugar y divertirse.

Os dejo la foto de Lanas. ¡A que es casi idéntico a Otto!

Lanas


Al final, cuando llegaba a casa, apareció Otto y su primo Dregen. No fueron al parque porque estaban recien bañados y sus dueños no querían que se ensuciasen con la lluvia caida durante la noche. Le dí la mala noticia, y aunque tampoco conocen a Zipi me comentaron que estarán atentos a cualquier cachorrito que parezca perdido y nos avisarán. Gracias Otto y Dregen.

Espero que vosotros también estéis atentos y me ayudéis a encontrar a Zipi.

Vuestro Yogui que os quiere.

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails

Greenpeace